Monthly Archive abril 2018

PorSatoshi

Medir, la clave para mejorar un proceso

Hay una famosa frase que suele atribuirse a Peter Drucker que puede resumir perfectamente lo que hablaremos en este pos “Lo que no se puede medir, no se puede mejorar”. Empecemos.

Fundamentos

Estamos constantemente buscando mejorar, o queremos tener más,  o queremos ser más. Es la esencia del ser humano. Y de la empresa. Como personas, queremos ser más felices, más ricos, o más guapos. La empresa, también quiere ser más grande, más eficiente, o más lo que sea.

Pero para poder ser más, se necesita medir. Por ejemplo, medir cuánto gano por día para ganar más, medir cuántos días de vacaciones tengo para pedir más, etc.  La medición es fundamental para saber dónde estamos.

Indicadores de desempeño

Pero para que una medición cumpla con un propósito de mejora específico, necesitamos compararla con alguna meta o marca: esto es un indicador de desempeño. O KPI en inglés.

Las marcas son los objetivos en si. 100 km/h es una meta, 4000 dólares al mes es una meta, 21 días de vacaciones al año es una meta, 800 zapatillas vendidas al mes es una meta.

La industria

Las empresas están acostumbradas a tener KPI’s claramente definidos. Por eso, los gerentes buscan siempre hacer procesos más eficientes, más económicos, más rápidos…

Cualquiera que sea la meta que se persiga, necesita ser medida de manera clara, pero además, en un proceso de mejora continua, ésta necesita mantener un registro a lo largo del tiempo. Por esto, los procesos productivos necesitan, además de sensores y PLC’s, de herramientas que permitan registrar datos en el tiempo.

Herramientas disponibles

Ahora que tenemos los fundamentos para lograr mejorar un proceso productivo, necesitamos de alguna herramienta que nos permita medir en el tiempo. Necesitamos un historiador de proceso.

Este tipo de software permite guardar de manera eficiente grandes cantidades de datos a través del tiempo, y además permite que éstos sean analizados para cumplir con propósitos específicos.

En Opiron tenemos las soluciones que necesitas.

 

PorSatoshi

Desarrolla OPC UA

Multiplataforma

PorSatoshi

¿Qué es la Industria 4.0?

El concepto de Industria 4.0 lleva un tiempo dando qué hablar en foros tecnológicos y revistas especializadas. En este post te explicamos en qué consiste y cómo implementar este concepto en una fábrica.

¿En qué consiste?

El término apareció en el año 2010 en Alemania y describe una visión de la industria del futuro, que hará uso del Internet de las Cosas para tener fábricas más conectadas con el cliente final.

Pongamos un ejemplo. Una fábrica de zapatillas 4.0, recibirá el pedido de un cliente en tiempo real, porque éste ha comprado a través de una web. Y automáticamente, la fábrica podrá adaptar la consigna de fabricación a una zapatilla más.

Las empresas que no apuesten por la Industria 4.0 no sobrevivirán

Gracias a este modelo, se reducirán los stocks en almacenes, y sobretodo una empresa se podrá adaptar mucho más rápido a los gustos del consumidor.  Esta innovación, es la llamada cuarta revolución industrial, de ahí el nombre.

Ventajas de la industria 4.0

Las ventajas de la implementación en una fábrica son evidentes. A continuación detallamos algunas de las más interesantes:

  1. Aumentar competitividad y maximizar oportunidades.
  2. Reducción del time to market con integración de CRM y feedback de mercado.
  3. Aumento de la eficiencia de la planta.
  4. Ahorro de costes, dado que se reducen los inventarios.

Ingredientes necesarios

Para implementar con éxito el modelo de industria 4.0, se necesitan diferentes tecnologías con diferentes propósitos:

La primera, disponer de software que permita visualizar y controlar procesos en tiempo real, incluso remotamente.  En segundo lugar, programas para gestionar grandes cantidades de datos y que permita representarlos de una forma fácil y comprensible para la toma de decisiones.

Las empresas que sepan qué hacer con los datos disponibles estarán mejor posicionadas para ser exitosas en este nuevo escenario.

Tercero, disponer de tecnología que permita conectar la producción con todo tipo de software de manera segura. Y finalmente, se necesitará software que adecue a los equipos de producción de diferentes maneras, ya sea en términos de seguridad, conectividad, etc.

La primera y la segunda herramienta se corresponden con las herramientas que nos ayudarán a tomar decisiones tanto en tiempo real como a posteriori. La tercera y la cuarta, de las herramientas necesarias para conectar la planta de producción.

¿Qué podemos hacer para ti?

En Opiron tenemos diferentes soluciones que pueden ayudarte a acortar la brecha para que logres implementar la industria 4.0 en tu fábrica gracias los 4 pilares fundamentales:

Te esperamos!